Adolescencia: ¡nadie me quiere, nadie me comprende, nadie me hace caso